sábado, septiembre 08, 2012

Los inspectores educativos de Zaragoza y Teruel se suman a las críticas a la consejera Dolores Serrat por los "recortes"



            Somos un grupo de inspectores que queremos aportar nuestro granito de arena a la ingente labor de concienciación y  defensa de la  Educación realizada por la mayoría de los colectivos profesionales y sociales comprometidos con el mantenimiento de los niveles de calidad del sistema educativo.
            La mayoría de nosotros hemos participado en las movilizaciones convocadas por esos mismos colectivos pero nos parece necesario poner de manifiesto ante la opinión pública nuestros puntos de vista sobre la situación por la que está pasando el servicio educativo.
            Todos lo ciudadanos, sin discriminación,  tenemos derecho a una educación de calidad y a lo largo de la vida y  nuestro sistema educativo es  el marco desde el que los poderes públicos deben garantizar ese derecho. Nuestro sistema educativo es, por tanto, un bien patrimonial de todos los ciudadanos.
            Tenemos un sistema educativo con problemas, sin duda, pero mucho mejor que el de hace unos años y conviene recordar que esos problemas no se “solucionan” con recortes indiscriminados, sino todo lo contrario. El  desmantelamiento de nuestro sistema educativo, que tanto ha costado consolidar, nos llevará a una sociedad retrasada, empobrecida y dependiente, retrocediendo varias décadas a un tiempo pasado que fue mucho peor.
            Queremos recordar a todos los responsables políticos que en este país se ha sabido salir de crisis muy graves, como es la actual, sin recortar   en educación sino potenciándola, como están haciendo otros países que también sufren esta crisis. Nunca en España los “recortes” han sido tan preocupantes como lo son ahora y siempre se ha avanzado potenciando la educación, llegando a acuerdos y consensos entre fuerzas políticas y sociales, como sucedió en los Pactos de la Moncloa.

Por todo esto:
  • Comprendemos y compartimos el enfado y desazón de los interinos que van a dejar de trabajar porque hemos constatado su cualificación profesional al valorar su trabajo como docentes. Queremos advertir que el sistema educativo va a perder unos buenos profesionales a quienes se les aboca al paro o a aportar su experiencia en otros países.
  • Comprendemos la indignación de los claustros de profesores comprometidos con la educación, que ven reducidos sus recursos en todos los ámbitos y dificulta enormemente su trabajo en las aulas.
  • Compartimos la gran preocupación existente en el medio rural, donde los recortes van a sufrirse de forma más intensa. La escuela rural se había equiparado a la urbana y ahora van a abrirse una brecha de tremendas consecuencias para un territorio como Aragón.
  • Negamos la afirmación de que con menos se puede mantener e incluso mejorar la calidad de la enseñanza. Eso nunca ha sucedido en ningún país y las consecuencias se comprobarán en las próximas evaluaciones internacionales. Lo que parece evidente es que ahora los ciudadanos tendrán que pagar más (matrículas, libros, comedores, etc.) por menos servicios y atención, ya que se ha reducido la plantilla de profesorado.
  • Comprendemos y compartimos el disgusto del profesorado que después de años trabajando se han visto desplazados de su centro por los recortes.
  • Comprendemos la inquietud de los padres por los cambios educativos, los recortes en todos los servicios y las dudas que les presenta el nuevo curso. Queremos recordar a los responsables políticos que las AMPAS han sido una parte  importante en la construcción de nuestro Sistema Educativo y que la participación de los padres es parte esencial en el proceso educativo.
  • No entendemos cómo la Unión Europea es capaz de sacar 100.000 millones de euros para tapar el agujero  negro de nuestro sistema financiero y que a cambio pida sudor, dolor y lágrimas a los trabajadores. No entendemos tampoco cómo los responsables de estos desmanes sigan en sus puestos y con sus sueldos o vayan a “retiros dorados” intentando, además, dar lecciones de moral a la ciudadanía cuando entre sus responsables encontramos despilfarros, evasiones de capital, corrupciones….
  • Nos preocupa que el cambio de modelo económico no vaya a potenciar los sectores cualificados y productivos del país sino a deteriorar la formación y la educación, además de abandonar a su suerte a las generaciones de jóvenes bien formados.
21 inspectores del servicio Provincial de Zaragoza y 3 de Teruel

Los inspectores educativos se suman a las críticas

B. V. M. Zaragoza06/09/2012|























 Es la primera vez, desde el traspaso de competencias, que este colectivo se muestra crítico públicamente con las decisiones de la DGA.




Hasta ahora el S.I.T.E. ha sido un colectivo ajeno a los debates públicos, pero ha decidido mostrar su opinión crítica hacia la política de recortes que está llevando a cabo el Departamento de Educación, Universidad, Cultura y Deporte.

Un total de 21 inspectores del Servicio Provincial de Zaragoza (la cifra total es 30) y 3 de Teruel (son nueve en esta provincia) han firmado un manifiesto en el que quieren aportar su «granito de arena a la ingente labor de concienciación y defensa de la educación realizada por la mayoría de los colectivos profesionales y sociales comprometidos con el mantenimiento de los niveles de calidad del sistema educativo»

.

Archivo del blog

.